ACFE

Servicios de reclutamiento, outsourcing de personal y administración de nómina

¿Qué son las prestaciones de ley?

Alejandra Aranda

Tal como lo platicábamos en el artículo pasado sobre ¿Qué es la ley federal del trabajo?, en cualquier relación laboral que establezcas con una empresa mediante un contrato, sin importar si es la primera vez que trabajas o la experiencia que tengas, se estipulan ciertas condiciones donde queda definido el horario de tu jornada de trabajo, tu derecho a vacaciones, prima vacacional, salario, entre otras cosas.

 

Dichas prestaciones son las mínimas a las que los patrones están obligados a cubrir y a las que tienes derecho, y estas no podrán modificarse o ser renunciables a menos que sea de común acuerdo y que queden anotadas en el contrato.

 

Te recomendamos que revises bien qué estás firmando, como dicen: es importante leer las letras chiquitas. Una vez que firmes, te estás comprometiendo a acatar todas las cosas que están anotadas. No está de más que guardes una copia de tu contrato y lo leas un par de veces antes de aceptar los términos ahí descritos.

 

Son muchas las condiciones de trabajo que establece la ley, pero a continuación enlistamos algunas que nunca faltan en un contrato:

 


  • Jornada de trabajo. Esta se refiere al número de horas que trabajarás al día. Por ejemplo, hay empresas en las que te dan un horario de 9:00 am a 6:00 pm, por lo tanto deberás permanecer en tu centro de trabajo dentro de ese rango. En muchas ocasiones estas horas se cuentan usando un checador, es decir, tendrás que registrar tu entrada y salida de las instalaciones, ya sea a la antigüita (con tarjetas de cartón), anotándote en una lista o con sistemas un tanto más sofisticados como poniendo tu huella dactilar.

     

  • Descansos. Aquí se especifican los periodos de interrupción durante el día, es decir, los momentos de los que podrás disponer dentro de tu jornada de trabajo. Por ejemplo, si tu horario de comida es de 2:00 a 3:00 pm, éste es tomado como descanso y debe especificarse en tu contrato.

     

  • Vacaciones. Son los días de descanso a los que tienes derecho al cumplir un año de servicio para realizar actividades de esparcimiento; en ningún caso podrán ser menos de seis días laborables por año. Por ejemplo, si entraste a trabajar el 1 de abril de este año, el 1 de abril de 2012 tendrás derecho de pedir tus vacaciones.

     

  • Prima vacacional. Este es el apoyo económico que se da durante tus días de vacaciones y este equivaldrá a no menos del 25% de tu salario de acuerdo a los días de descanso a los que tengas derecho en el momento de solicitarlos.

     

  • Aguinaldo. Para muchos empleados esta es una de las prestaciones más esperadas de todo el año. El aguinaldo equivale a mínimo 15 días de salario (o la parte proporcional al tiempo que lleves en la empresa). Debes estar atento, ya que los patrones están obligados por ley a pagarlo a más tardar el 20 de diciembre.

     

  • Otras. Además de las condiciones antes mencionadas, existen otras disposiciones en la ley federal que no se aplican en muchos casos. Aunque brindar una seguridad social a los empleados, también se estipula en la ley, no todas las empresas lo cumplen, así como la parte de capacitación a los empleados que así lo requieran.

     

 

Una de las condiciones de trabajo que resulta ser de mayor importancia para muchos empleados es el salario. En la próxima entrada te platicaremos qué es y cómo se calcula, entre otras cosas.